Category Archives: Salud

De frente al Ébola

Por Ricardo R. González                Fotos: Ramón Barreras Valdés y archivo personal y familiar del doctor Corona

DSC00863

Esta es la brigada cubana que labora en Sierra Leona. Vestir con el traje completo demanda de unos 15 minutos según las habilidades adquiridas. Lo más peligroso resulta quitarse el atuendo ya contaminado.

Freetown, la capital de Sierra Leona, resultaba un punto distante e    incógnito para el galeno villaclareño     Rafael Corona Pérez. Una huelga en los aeropuertos galos hizo que la travesía fuera más larga, por lo que el camino impuso pasar por España, hacer otra escala en Marruecos, hasta llegar al destino africano.
Para él no constituía la primera experiencia riesgosa, mas la situación en torno al ébola aparecía como el gran reto de una nueva experiencia sin antecedentes en la práctica.
Así iniciaba la historia de tres cubanos que integraron la avanzada del grupo: Un espirituano radicado en La Habana, un guantanamero y un villaclareño, que partieron el pasado 19 de septiembre y llegaron en la mañana del día 21.
«El resto de la brigada —precisa Corona— arribó el 2 de octubre, luego de una preparación previa que recibimos en Cuba, guiada por la dirección de la Unidad Central de Colaboración Médica en estrecha cooperación con el Instituto de Medicina Tropical (IPK) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS)».
Como deportistas que van en busca de una medalla de oro en favor de la humanidad iniciaron el entrenamiento intensivo. El uso del traje de protección, la organización del trabajo, la seguridad y la bioseguridad del personal, según el programa trazado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), constituían el ABC inviolable en cada jornada.
Pero el día a día trajo la fotografía real. «Fue muy impresionante ver a los pobladores sin una verdadera percepción de riesgo, a pesar de que llegamos en pleno toque de queda decretado del 19 al 21 de septiembre. Las costumbres y hábitos, totalmente incorrectos, favorecen mucho el contagio y la propagación de la terrible enfermedad», relata el doctor Corona vía correo electrónico.

Doctor Rafael Corona Pérez

Doctor Rafael Corona Pérez

Ante este panorama no había tiempo que perder. La llamada zona roja o área directa de enfrentamiento, aguardaba. Una vez cumplidos los requisitos de la OMS, se aplicaron las estrategias en los diferentes hospitales de la capital.
«Nuestra brigada está integrada por 165 colaboradores; de ellos, ocho villaclareños. Las rotaciones en el hospital de Kerry Town, donde labora un numeroso grupo de los compañeros, son cada seis horas. Una vez pasados 60 minutos se produce el relevo, y el personal saliente cuenta con dos horas de descanso».
—¿Han podido cuantificar la cantidad de habitantes atendidos por los cubanos?
—Resulta difícil, pues el personal atiende, la mayor parte del tiempo, los casos confirmados en las áreas rojas, y en ocasiones colabora en la clasificación o apoya a otras demarcaciones junto a los expertos del país o los extranjeros. En las zonas rojas se valoran alrededor de 10 a 12 enfermos graves a diario, ya que los hospitales son de nueva creación, al tiempo que se incrementan, progresivamente, los casos de acuerdo con los aseguramientos y la organización interna de las áreas.
Vestir el atuendo requerido para enfrentar la epidemia resulta, quizás, el detalle de mayor complejidad. Demanda de unos 15 minutos como promedio. «El tiempo depende de la habilidad adquirida, y lo más importante es que se cumplan los pasos establecidos bajo supervisión estricta. Lo más peligroso es quitarse el traje ya contaminado, por lo que la tarea se hace mayor al tener que cumplirse las fases de la desinfección, baño y cambio de ropa», afirma quien se desempeña, además de médico, como miembro del Consejo de Dirección de la Brigada y responde por el aseguramiento logístico.

SORPRESAS EN EL CAMINO

Nunca imaginó el doctor Corona que la vida le propiciara un grato momento en medio de tantas contingencias. Uno de los alumnos formados en la Universidad Médica villaclareña, nativo de Sierra Leona, figura como ayudante entre los cubanos.
«Se trata de Patric don Davis. Terminó su carrera en la Facultad de Estomatología hace unos 20 años. Un relevante profesional que no ha querido abandonar a su pueblo en este grave contexto.
«Ni imaginé el reencuentro. Lo reconocí enseguida porque en sus tiempos de estudiante mi esposa era la decana de Becarios Extranjeros del Instituto Superior de Ciencias Médicas de Villa Clara. Para mí resultó muy estimulante apreciar los valores humanos y morales de quien se enorgullece de haber estudiado en Cuba, y tiene la conducta de un verdadero internacionalista».
Entre tantas tensiones, un motivo de pura sensibilidad humana estremeció a los cubanos cuando fue confirmado el diagnóstico del doctor habanero Félix Báez Sarría para desbordarse el manantial de solidaridad entre todos.
«Precisamente forma parte de nuestra brigada, y puedo decir que nos hemos cohesionado mucho más después de la contaminación del compañero. Ello expresa con fuerza la decisión de cumplir la tarea y regresar sanos a Cuba.
«La información sobre el estado de salud de Félix ha sido permanente por parte de la dirección del colectivo, la Embajada Cubana, y por el Ministerio de Salud Pública (MINSAP)».
—Gerardo Hernández Nordelo, uno de los prisioneros encarcelados injustamente en el Imperio, calificó el trabajo de ustedes como el de verdaderos héroes ¿Cuál es su valoración personal ante este hecho?
—De la carta de Gerardo me impresionó mucho este párrafo: «Ahora, con esa lección extraordinaria de heroísmo que ustedes están dando al mundo, nos sentimos aún más orgullosos, y no alcanzarían las palabras para expresarles cuánto nos fortalecen con su ejemplo. Ustedes son hoy nuestros héroes».
«Qué se puede decir cuando el reconocimiento viene de parte de un gran ejemplo de altruismo y de patriotismo. Él y sus cuatro hermanos son un símbolo de lo inmenso que resulta nuestro pueblo y su capacidad de responder al llamado de la Patria, pero no creo que merezcamos esa condición. Es verdad que se necesitan valor y otras cualidades, pero también es un deber profesional salvar vidas bajo cualquier circunstancia».
—¿De todas las misiones cumplidas esta ha sido la más compleja o cada una encierra sus particularidades?
—Todas presentan en común un gran peligro para la vida, y también la posibilidad de evitarlo y protegerse. Creo que el éxito está en lograr una organización eficiente con una disciplina consciente.
—Dicen que Ud. es un hombre de contingencias. ¿Realmente se considera así?
—Constituye parte de mi formación revolucionaria adquirida en un país de contingencias, en el que enfrentar los retos ya es una idiosincrasia del cubano.

En casa esperan la llegada de algún mensaje o imaginan algunas de las vivencias cotidianas de la lejana África. Bárbara Cabrera Menéndez (a la derecha), comparte con su hija Yadira Corona Cabrera y el novio de esta,Javier Obregón Rodríguez.

En casa esperan la llegada de algún mensaje o imaginan algunas de las vivencias cotidianas de la lejana África. Bárbara Cabrera Menéndez (a la derecha), comparte con su hija Yadira Corona Cabrera y el novio de esta,Javier Obregón Rodríguez.

DESDE LA DISTANTE VILLA CLARA

Parece que los días se alargan en el hogar del doctor Corona, aunque la comunicación no ha faltado. Se le extraña por el patio, convertido en pequeña arboleda, donde confluyen mameyes, maracuyá o mangos, entre otras variedades. Quizás hasta canes y felinos presentes en el lugar experimenten sus morriñas, en tanto la cocina clama por su sazón, mientras se desean los ajiacos o cualquier plato salido de su ingenio.
Que lo diga Bárbara Cabrera Menéndez, la esposa, que conoce las complejidades en la vida de Corona desde que la Universidad Médica lo recibe bien temprano para enfrentar sus tareas cotidianas.
«Estudia mucho, investiga, asesora a los demás, y forma parte de tribunales», sustenta quien es, además, profesora de Morfofisiología en el propio centro docente.
«Esta misión fue muy rápida. Recuerdo que él estaba en una reunión del Comité del Partido y recibió una llamada urgente. Era de Colaboración, le explicaron lo que era, y nos dijo: Me voy en cuestión de días».
Para Barbarita la ausencia de su compañero, una vez más, se ha convertido en parte de lo cotidiano. Evoca aquellos días de Surinam, la más larga de todas las misiones, y a la vez la más difícil por todas las situaciones familiares que enfrentaron en aquellos días.
«A veces pienso que ya no va a pasar nada más en el mundo, y que vamos a estar juntos, pero aparece de nuevo otra encomienda. Hay como especie de un subconsciente preparado, y llega a ser para nosotros algo normal. Porque su vida siempre ha sido así, incluyendo su período como militar».
Aunque laboren en la misma institución coinciden en ocasiones, sobre todo a la hora del almuerzo y no siempre, pues cada quien está en función de sus obligaciones.
«Corona me explica que está trabajando fuerte, y me sentí en extremo feliz al saber que uno de los alumnos graduados por nuestra Universidad contribuya a la causa. Son los frutos de la obra, pues resulta el único alumno de Sierra Leona diplomado en nuestra Facultad de Estomatología».
Por su parte, Yadira Corona Cabrera, campeona nacional de triatlón en 2006-2007 e hija del matrimonio, piensa en él, mientras enfrenta el rudo entrenamiento que debe vencer para asistir a las competencias iberoamericanas fijadas en 2015.
Entre las dobles sesiones de natación, ciclismo y carrera, de manera alterna, hay momentos en que le parece que corre, nada o pedalea junto a él.
«Lo que más extraño de mi padre es su apoyo. Siempre dispuesto y embullándome para las confrontaciones deportivas. En sus correos no falta el estímulo para que busque la preparación óptima, por lo que tengo un reto encaminado a satisfacer sus deseos».
Mientras tanto, cada sentimiento es también compartido por Carlos Javier Obregón Rodríguez, el joven que conoció a Yadira hace más de una década gracias a los deportes practicados en común, y hoy alimentan el noviazgo.
Y si hay un punto convergente entre ellos es que reafirman a Corona como un hombre de contingencias «porque enfrenta el peligro y tenemos la impresión de que sabe cómo dominarlo».
Ecuador, Surinam, Haití, Sierra Leona…. Puntos distantes pero que acumulan gran parte de la vida de Rafael Corona. Por eso desde la convulsa África también hay un mensaje para sus seres queridos.
«Pienso mucho en mi familia que es parte de la misión, por su valentía, por su sacrificio, porque saben estimularme y comprenden el alcance de de esta. Pienso en la vida en Cuba, y en regresar con la misión cumplida para educar a nuestros estudiantes con nuevos elementos. Es admirable constatar cómo se respeta el ejemplo, y nunca estaremos viejos si mantenemos joven aquella luz iniciada hace más de cinco décadas, en aquel enero».
Así son los cubanos. Esos que, desafiando peligros, se mantienen de pie, de frente al ébola.

¿QUIÉN ES RAFAEL CORONA?

Tiene 66 años. Un día se decidió a estudiar Medicina, y optó por la especialidad de Higiene y Epidemiología. Quizás imaginó, alguna vez, constatar realidades muy crudas en un mundo con tan diversos matices, pero sentía, según él, la necesidad de brindarle un nuevo enfoque a la Medicina cubana con un pensamiento nuevo.
No se considera un superhombre ni un héroe, pero suma cuatro misiones bajo situaciones de catástrofes u otras contingencias.
Una en Ecuador ante la erupción del volcán Tungurahua, en la que solo cuatro cubanos resultaron seleccionados para cumplirla; otra en Haití luego del devastador terremoto y la epidemia desatada de cólera, y la actual en Sierra Leona, todas como integrante de la Brigada Henry Reeve.
Sin embargo, la más prolongada resultó la cumplida en Surinam, que le ocupó dos años de su vida, ante los azotes del dengue, y en la que participó como parte del Programa Integral de Salud (PIS).
En la Universidad Médica de Villa Clara se desempeña como profesor consultante del departamento de Salud, en la especialidad de Higiene y Epidemiología, y también asume la jefatura de la cátedra de Medicina de Desastres.
Sin duda, un reparador de sueños que ha dejado sus huellas benéficas en una parte del Orbe.

En fotos, sobrevivientes al Ébola regresan a casa

Ébola (11)

Fanta Cherif sigue escondida en su casa. Sus amigos ya no la llaman y ha dejado a un lado sus estudios por culpa de la enfermedad. Los efectos posteriores al virus fueron muy duraderos en su caso. Una vez superado el ébola, se pueden experimentar síntomas hasta siete semanas después. Foto: Livia Saavedra.

Sobrevivieron al ébola, pero su dolor aún no ha terminado.

La fotógrafa francesa Livia Saavedra viajó en octubre a Conakry, la capital guineana, con la ONG Waha International para documentar la experiencia de los supervivientes del ébola que han vuelto a su casa y a su comunidad. Algunos han perdido a sus familias por la enfermedad, otros ya no tienen trabajo o se enfrentan al rechazo de la gente. “El estigma al que se enfrentan es terrible”, explicaba Saavedra al World Post vía correo electrónico.

Algunos de los guineanos que conoció Saavedra están luchando duramente por superar este estigma. Nyanbalamou Gabou, un estudiante de medicina de 24 años, trabajó por concienciar a la gente sobre el ébola, pero él mismo cayó enfermo, y en su comunidad le acogieron a su vuelta con los brazos abiertos, cuenta Saavedra.

El brote de ébola en África occidental ha acabado con la vida de más de 5.000 personas, principalmente en Guinea, Liberia y Sierra Leona. Según las cifras de la Organización Mundial de la Salud, aproximadamente otras 10.000 personas se han contagiado de la enfermedad y han sobrevivido.

Les survivants d'ebola, Guinée Conakry, localité de Coyah, oct

Dgenebou Soumah, 20 años, prefectura de Coyah: su novio fue a verla cuando llegó a casa, pero no sabe si se casarán. A pesar de la muerte de su madre, su tía y su sobrina, ella está llena de vida. Foto: Livia Saavedra.

Ébola (3)

M’Balia, prefectura de Coyah: El marido de M’Balia murió en septiembre. Ahora se enfrenta a la extrema pobreza y no puede permitirse alimentar a sus hijos todos los días. Siendo viuda y con dos hijos, no tiene la posibilidad de volver a casarse. Foto: Livia Saavedra.

Ébola (4)

Fanta y Sydia Bangoura: Sólo se contagió la más pequeña. Todavía no se han dado cuenta de que son huérfanas. Cuidar de los niños afectados por la enfermedad se ha convertido en un problema urgente. Foto: Livia Saavedra.

Ébola (5)

M’Balia Sylla con su suegro: Su suegro siempre la apoyó. Al personal sanitario le costó mucho convencerla para que se sometiera a tratamiento. Ella trabaja en la enfermería del cuartel militar. Foto: Livia Saavedra.

Ébola (6)

Kanta, Guinea Conakry.

Ébola (7)

Bengali Souma, 27 años: Perdió su trabajo y tiene que ocuparse de sus hermanos pequeños. Tendrá que hacer muchos méritos para reintegrarse en su comunidad.

Ébola (8)

Nyanbalamou Gabou, 24 años: Es estudiante de Medicina. Se encargó de sensibilizar a sus vecinos sobre la enfermedad antes de contagiarse. Foto: Livia Saavedra.

Ébola (9)

Mamadou Sadio Bah: Mamadou Sadio Bah es médico en un centro de salud. Desde que enfermó, se esfuerza por desterrar los mitos sobre la enfermedad. Foto: Livia Saavedra.

Ébola (10)

Fanta Camara, 25 años: Trabaja en el Centro para el Tratamiento del Ébola en Donka. Perdió su puesto de maestra por la enfermedad. Foto: Livia Saavedra.

Ébola (12)

Fatoumata Binta: Desde que su hermano y cinco miembros de su familia murieron, ha tenido que ocuparse de su hermano pequeño. Está pensando trabajar en un centro para la atención del ébola en Donka. Foto: Livia Saavedra.

Surviving Ebola, Guinea Conakry, October 2014

Dos de los principales epicentros de la enfermedad se encuentran en Nzerekore y en Conakry (en la imagen). Foto: Livia Saavedra.

Surviving Ebola, Guinea Conakry, October 2014

Las condiciones sanitarias, la falta de agua corriente y la pobreza impiden la lucha de la población contra el brote de ébola. Foto: Livia Saavedra.

Tomado de http://www.cubadebate.cu

La ropa inteligente que puede salvarle la vida

Tomado de http://www.bbc.co.uk             Fiona Graham

140827170717_salud_tecnologia_vestir_enfermedades_lv_624x351_bioserenity_nocredit

La camiseta y el gorro del proyecto Wemu están diseñados para detectar las convulsiones epilépticas.

Cuando la ropa no es sólo para vestirse. En principio cuida nuestra salud protegiéndonos de los elementos, pero varios inventores aspiran que los beneficios sean mucho mayores. Varios prototipos de “prendas inteligentes”, con tecnología incorporada, aseguran poder detectar enfermedades a tiempo de ser tratadas, como el cáncer o la epilepsia.

En la Antigua Grecia le decían “la enfermedad sagrada”. La epilepsia afecta a 50 millones en el mundo y es el más común de los desórdenes mentales serios, según la Organización Mundial de la Salud.

Diagnosticarlo, sin embargo, no es fácil.

 

Para ello, una convulsión debe ser grabada cuando el paciente está conectado a una máquina que realiza electroencefalogramas, una prueba no invasiva que permite estudiar la actividad eléctrica cerebral.

“Los síntomas de la epilepsia varían mucho y existen muchos tipos de desórdenes epilépticos que hacen que se reaccione de forma diversa a los tratamientos médicos”, explicó a la BBC Vincent Navarro, un neurólolgo del Hospital Pitie-Salpetriere de París.

“Es más, las convulsiones suceden a un ritmo irregular. Por lo tanto es raro grabar una convulsión mientras se realiza un electroencefalograma estándar, una prueba que dura entre 20 minutos y una hora”, añadió.

Paciente conectado a máquina.

En la actualidad se realizan electrocardiogramas conectando al paciente a una máquina.

“Y finalmente, en un 20% de los casos este tipo de episodios se vinculan erróneamente con la epilepsia, cuando podrían tener un origen completamente diferente. La pérdida de conciencia, por ejemplo, puede tener un motivo cardíaco o psiquiátrico”.

Ante esto, el hospital parisino está trabajando en un proyecto que espera facilite y agilice el diagnóstico de la enfermedad.

Camiseta para detectar epilepsia

En lugar de estar conectado a una máquina por medio de una gran cantidad de cables, investigadores franceses proponen que el paciente lleve una camiseta equipada con unos sensores biométricos.

Estos estarán conectados a una aplicación de un teléfono inteligente, que registrará los datos. Un gorro similar será de uso opcional.

“En lugar de utilizar computadoras de escritorio y forzar a los pacientes a estar en cama, podemos usar teléfonos inteligentes y conexiones inalámbricas”, señaló a la BBC Pierre Fournier, el director ejecutivo de Bioserenity, empresa que está desarrollando el sistema mencionado, llamado Wemu.

“Es necesario grabar la actividad electrónica del cerebro, hacer un electroencefalograma. (En el caso de la epilepsia) la señal es muy difícil de captar. Suele tener un microvoltio de fuerza, frente a otras que tienen milivoltios, mil veces más potentes”, contextualizó.

“Después de registrar los datos del paciente, la información se enviará, a través de una conexión de internet, a un sistema en nube (a la que varios usuarios pueden acceder desde varios puntos) para que sea analizada”.

Pierre Fournier, director ejecutivo de Bioserenity.

Pierre Fournier, director ejecutivo de Bioserenity.

Según Fournier, el diagnóstico no tardará en llegar: “Estará listo en días, como mucho semanas”, en lugar de años. Así, el paciente tendrá acceso a un tratamiento adecuado con más rapidez.

“La epilepsia no tiene un diagnóstico único”, matizó, no obstante, Carol Ireland, de Epilepsy Action Australia, una organización que respalda el proyecto. “En algunos casos inhabilita gravemente a las personas que la padecen, imposibilitando una vida independiente”.

Desarrollar una tecnología de este tipo significa lidiar con marcos regulatorios complejos, señalan los responsables.

Trabajar con ropa también implica retos particulares. “La limitación la marcaran los sensores, la durabilidad de estos”, indicó a la BBC Paul Sonnier, editor del medio especializado Digital Health Post.

“Como hay que integrar los elementos electrónicos en la ropa, es necesario pensar si ésta se puede lavar, por ejemplo”.

Y por descontado, desarrollar una tecnología compleja requiere tiempo.

Sujetador contra el cáncer

El sujetador inteligente de First Warning Systems.

Según First Warning Systems, su prototipo de sujetador fue en los ensayos clínicos capaz de detectar tumores que mamografías no diagnosticaron.

Hace unos 20 años que se debate en varios sectores sobre un sujetador capaz de detectar el cáncer de pecho.

Entre tanto, una compañía llamada First Warning Systems (Sistemas de Aviso Primario, en español) anunció en 2012 un prototipo de sostén que pretende utilizar la medición dinámica térmica.

Esta prenda registra la variación de la temperatura corporal, información que luego se analiza mediante algoritmos para poder detectar así tumores

Sigue leyendo

Una buena noticia para los pacientes de cáncer de piel

Por BBC Mundo

Aunque no es una cura, este nuevo tratamiento para el melanoma es la mejor noticia que han recibido los pacientes de esta enfermedad en diez años.

Doctores en Estados Unidos y Australia le dijeron al New England Journal of Medicine, un semanario de medicina, que 132 pacientes medicados con Vemurafenib ganaron varios meses de vida.

Las personas incluidas en el estudio tienen una expectativa de vida de 16 meses en tratamiento, mientras que el promedio de vida de un paciente de cáncer de piel es de nueve meses durante el tratamiento.

Este tratamiento para la última etapa del melanoma le da esperanza a quienes sufren dicha enfermedad.

Pasaron diez años antes de que un nuevo tratamiento fuera realizado y aprobado para curar el cáncer de piel.

El tratamiento de Vemurafenib –cuyo nombre comercial es Zelboraf– le puede servir a casi la mitad de pacientes con un grado avanzado de melanoma, puesto que ataca tumores que expresan mutaciones de gen.

Antoni Ribas, profesor de hematología y oncología e investigador del Centro Jonsson de Cáncer de la Universidad de California, dijo: “Este estudio muestra que Zelboraf cambia la historia natural de esta enfermedad. Sus resultados van más allá de los que hubiéramos podido esperar.

Qué es el Melanoma
“Estamos viendo una gran cantidad de pacientes que responden por un largo tiempo a la droga, y que el grupo completo de pacientes tratados está viviendo más.

“Estos resultados demuestran que la droga está teniendo un gran impacto, y esto cambia la manera como tratamos el melanoma melánico”.

De acuerdo con la Agencia de Medicinas de Europa, la droga ha sido recomendada para aprobación en Europa, y su autorización final por Comisión Europea está pendiente. En Estados Unidos ya fue aprovada.

Elizabeth Woolf, que dirige la página de ayuda de Cancer Research UK, un centro de investigación especializado en el Reino Unido, dijo: “Este es un interesante, impresionante y relativamente pequeño avance para una prometedora generación de drogas para el melanoma”.

Porque todavía hay preguntas por ser resolver.

Resistencia a la droga

“Todos en el tratamiento tomaron la droga, así que no podemos ver qué tan grandes son sus beneficios, comparado con la gente que no tomó la droga o tomó otra. Y como la droga ataca un gen particular, solo la mitad de todos los pacientes de melanoma clasifican para el tratamiento.

“Más o menos la mitad de los pacientes tratados se vieron beneficiados, por lo que el tratamiento podría ayudar a más o menos un cuarto de los pacientes con melanoma avanzada.

“Viendo estas incertidumbres, y ahora que la droga está disponible para pacientes de cáncer en el Reino Unido, será interesante ver qué precio le van a poner los productores, teniendo en cuenta los escasos recursos que provee el sistema de salud público”.

Kate Law, del Cancer Research UK, dijo que el tratamiento es para una nueva generación de pacientes con un tipo de formación genética específico.

Genera esperanza, dijo, pero no es una cura, sobre todo porque el cáncer desarrollará una resistencia a la droga.

Law dijo a la BBC: “Esto no es una cura: estamos hablando de seis meses de vida extra.

“Con estas drogas con objetivos específicos vamos por buen camino, pero tenemos que hacer una cantidad grande de investigación para resolver la resistencia”.

Preservar la riqueza de los vegetales

                                              Yohanna Torres Rodríguez

Gran aporte de vitaminas, minerales, fibra dietética y fitoquímicos nos reservan los vegetales con el tratamiento adecuado

Podemos privarnos de esas ricas reservas de vitaminas, minerales, fibra dietética y fitoquímicos que contienen los vegetales, según nos alerta la doctora Ana Ibis Gámez, del Programa de Obesidad y Cultura Alimentaria del Instituto de Nutrición de Higiene de los Alimentos, si no los almacenamos, manipulamos y cocinamos de las maneras correctas.

Múltiples investigaciones han demostrado que la enfermedad cardiovascular y el cáncer —principales causas de muerte en el orbe— pudieran prevenirse o retardarse con cambios en la dieta, como el incremento de la ingestión diaria de estos alimentos; puesto que a partir de ellos el organismo obtiene aquellas sustancias que disminuyen la lesión oxidativa de los lípidos en las paredes internas de los vasos sanguíneos, factor esencial en el desarrollo de la aterosclerosis.

He aquí algunos de los consejos ofrecidos por la nutricionista para enriquecer nuestra cultura alimentaria e impedir que los nutrientes presentes en los vegetales se destruyan:

– No les retire la cáscara o la piel siempre que lo admitan  (berenjena, calabaza, tomate, pepino).

– Lávelos bien con agua potable antes de consumirlos, pero no los mantenga en ella. Almacénelos dentro del refrigerador entre 4 y 6 ºC, si piensa consumirlos en breve, envueltos en paños húmedos limpios o papel.

– No los exponga al sol.

– Congele aquellos que no consumirá en un corto plazo y viértalos directamente en agua hirviendo cuando desee utilizarlos, en lugar de descongelarlos previamente.

– No los pique en exceso para que no se oxiden.

– Si desea cocinarlos, opte por el vapor o emplee poca agua y mantenga las cazuelas tapadas mientras tanto.

– Remuévalos solo lo indispensable durante ese proceso y auxíliese de un utensilio de madera.

– Aproveche en sopas y caldos las aguas donde cocinó los vegetales.

– No los conserve por largos períodos en baños de María.

– Elabore los jugos justo antes de consumirlos y almacénelos en recipientes no metálicos con tapa.

– Colóquelos en agua hirviendo para inactivar las enzimas que destruyen la vitamina C.

– Finalice la cocción poco antes de servir la mesa.

– Corte el tomate en secciones longitudinales para que pierda el mínimo de jugo.

– Adicione a las ensaladas crudas, antes de ingerirlas, zumo de limón, de naranja agria o dulce, para que el medio ácido proteja la vitamina C.

– Si agrega a las sopas o caldos, después de terminados, cebollinos, perejil, pimientos, col, albahaca y otras hierbas aromáticas y especias, enriquecerá el valor de estos platos.

Albarrán en el corazón sagüero

Por Narciso Fernández Ramírez

Todavía vivía el brillante médico cubano, considerado el mejor urólogo de su época, cuando la ciudad de Sagua la Grandele erigió un monumento —una estatua tallada en mármol blanco— al famoso doctor en vías urinarias Joaquín Albarrán Martínez. El centenario de su fallecimiento, ocurrido el 17 de enero de 1912, lo acabamos de conmemorar esta semana.
La iniciativa local, encabezada or el historiador Antonio Miguel Alcover, de rendirle en vida ese tributo, se materializó el 1o. de enero de 1911, cuando también quedó develada una placa en la casa que lo viera nacer el 9 de mayo de 1860.
Lejos estaban los sagüeros de imaginar que, apenas un año después, fallecería Albarrán con apenas 51 años, víctima de la tuberculosis contraída cuando operaba de un riñón a un paciente.

Thierry Gaudin, doctor en Ciencias de la Información y la Comunicación de la Universidad de París, rinde homenaje a su abuelo durante su visita a Sagua.

Él fue el primer cirujano en Francia que realizó la prostatectomía perineal, operación sumamente compleja para el tratamiento del cáncer prostático, y el inventor de un instrumento conocido como uña de Albarrán. El prestigioso científico ganó tres veces el Premio Goddard, de la Academia Francesa de Medicina, y legó importantes aportes a la ciencia.
Anteriormente, la Villa del Undoso había reconocido en dos ocasiones el talento de su distinguido coterráneo: la primera, el 20 de septiembre de 1885, día en que el pueblo de Sagua la Grande lo recibió, cargado de triunfos, y le organizó una gran fiesta en el viejo Casino Español, donde brindaron por él eminentes doctores.
Un segundo homenaje se le ofreció cinco años más tarde, en 1890. Por entonces, el afamado especialista de 30 años estaba en el cénit de su carrera, y era considerado entre los mejores del mundo en la urología. Fue recibido con un gran banquete en el Teatro Uriarte y un baile en el Casino Español, y enaltecido con la distinción de Hijo Predilecto. También, en su honor, se efectuó una velada literario-musical en el Casino de Artesanos.
En el banquete que sus colegas le organizaron, levantó el médico cubano su copa para decir: «Brindo, señores, porque se le den a Cuba los elementos que le faltan para su completo desarrollo científico y por el porvenir de la ciencia, que tendrá consigo el porvenir moral y material de la tierra en que nacimos». Palabras suyas que serían esculpidas con posterioridad en el monumento a su memoria, en el parque sagüero que lleva su nombre.
Fue Joaquín Albarrán un cubano agradecido y orgulloso de la tierra que lo vio nacer. Ante una ofensa al sabio cubano Carlos J. Finlay, a quien se le quería arrebatar el mérito de descubridor del agente transmisor de la fiebre amarilla, exclamó indignado: «¡Atrás, nada contra Cuba, nada contra los cubanos!». También, en el agasajo de 1890, en entrevista concedida al diario El Fígaro, defendió con hidalguía sus orígenes: «Si los azares de la vida me han hecho adoptar por patria a la gran nación francesa, nunca olvido que soy cubano y siempre tenderán mis esfuerzos a hacerme digno de la tierra en que nací».
Recuerda la memoria histórica sagüera, atesorada en el Museo Municipal General José Luis Robau, que conocida en la Villa del Undoso la enfermedad mortal que aquejaba a Albarrán, sus pobladores no dejaron de enviar telegramas en los cuales se interesaban por su salud. Y hasta su casa en París acudió uno de sus mejores amigos de la infancia, el Dr. Tomás Hernández, último sagüero que lo vio con vida, y a quien Joaquín Albarrán le pidió transmitir lo siguiente: «Diles a los sagüeros que mi último pensamiento es para ellos».
Así lo cumplió el eminente médico, quien dejó dispuesto que todos sus atributos y trofeos científicos fueran entregados al  Ayuntamiento de Sagua. Esa voluntad se cumplimentó cuando el Dr. Bango los entregó en sesión solemne para ser depositados en una elegante urna en el Salón de Conferencias.
Hoy, una parte de ellos están expuestos en el Museo Municipal, donde sobresale la Medalla de Oro del Premio de los Internados de París, ganada en 1888. Mientras que en La Habana, para su restauración, está la toga del brillante médico.
El entierro del cubano en el cementerio parisino de Neuilly-sur-Seine fue extraordinario. Según describe el Diario de Sagua, que lo reseñó con posterioridad, asistió lo mejor de la intelectualidad francesa, así como destacados políticos. En representación de su Patria estuvo presente el general Enrique Collazo, enviado extraordinario y ministro plenipotenciario de la República de Cuba en Francia.
De dicha reseña, atesorada en el museo municipal, extraemos el siguiente párrafo:  «Los funerales de Albarrán fueron el domingo 21 de enero, ante una muchedumbre inmensa, de la que formaban parte personalidades políticas, como los presidentes de la Cámara y del Senado franceses; celebridades científicas y un gran número de miembros de la intelectualidad francesa e hispanoamericana».
En Sagua la Grande, la ciudad que viera nacer al sabio y por la cual siempre Albarrán sintiera amor y orgullo, las muestras de dolor fueron inmensas.
Ante su estatua, el reconocido intelectual Dr. Eduardo Francisco Rodríguez, Panchito, sintetizó el emocionado tributo sagüero con estas palabras: «Joaquín Albarrán ha muerto, pero su voluntad a tono con su belleza y el bien, se inmortalizó en las victorias obtenidas en pro del Progreso Intelectual, Físico o Moral del Género Humano. Joaquín Albarrán ha muerto, pero su pensamiento, a tono con la verdad, es inmortal».

* Agradecimiento a la especialista del Museo Municipal de Historia, Ana Margarita Cabrera Sánchez, para la realización de este trabajo.

Destacan investigación científica villaclareña que valida el uso del sorgo para alimentación

Por Dalia Reyes Perera

 

Los estudios sobre los diferentes usos que puede tener el sorgo es otro aval para que la comunidad científica villaclareña  hoy se ubique en el sitio cimero del país, y este territorio haya ganado la sede por el Día de la Ciencia cubana, este 15 de enero.

El Doctor Orlando Saucedo Castillo, del Centro de Investigaciones Agropecuarias (CIAP), de la Universidad Central, quien ha encabezado durante muchos años estas investigaciones, señaló que, en un inicio, fueron dirigidas a la obtención de una tecnología para la producción de sorgo para la alimentación animal.

La dieta estricta sin gluten ha constituido la esencia del tratamiento de la enfermedad celíaca, asegura el doctor Rodolfo Valdés Landaburo (Foto AIN Villa Clara)

La dieta estricta sin gluten ha constituido la esencia del tratamiento de la enfermedad celíaca, asegura el doctor Rodolfo Valdés Landaburo (Foto AIN Villa Clara)

Como favorable impacto, hoy Villa Clara cuenta con 653 convenios porcinos,  utilizando el grano como un sustituto en la dieta de los cerdos, explicó el investigador y puntualizó que  el año que concluyó se sembraron más de 149 hectáreas,  fundamentalmente con  variedades del banco de germoplasma de  esa institución científica, con gran aceptación de los productores, por lo cual la experiencia se ha generalizado a diez provincias del país.

Sin embargo, es el empleo del Sorgo en la alimentación humana para niños celiacos donde Saucedo y su equipo han logrado otro impacto profundamente humano. Estos pequeños que no pueden consumir grasa ni harina de trigo por problemas en su sistema digestivo, pueden consumir golosinas como panes, mantecados, y otros dulces elaborados a base de sorgo, sin que les afecte su salud.

El sorgo es una gramínea originaria de África. Su grano tiene nueve tonos, desde el blanco hasta el violeta (INTERNET)

“ Nuestra provincia tiene 48 niños con este padecimiento y a partir de trabajo científico multidisciplinario con otras facultades de la Universidad central, así como la Empresa Provincial Productora de Alimentos (EPA) junto a los especialistas del Hospital Pediátrico “José Luis Miranda”, hemos consolidado los resultados gracias al trabajo unido del grupo”, insistió.

Recientemente se realizó  una prueba con niños enfermos de celiaquía, y se encuestó a los pequeños sobre la  aceptación de dulces y panes elaborados a partir de harina de sorgo y la respuesta fue positiva, según explicó Saucedo, quien agregó que elaboraron un recetario de 24 productos, para elaborar alimentos en función de los gustos del niño enfermo y su familia.

Ya se le entregan mensualmente mantecados, galletas dulces y panecillos, además de una bolsa de  harina de sorgo a las familias de niños celiacos, para que en su hogar se le elaboren los alimentos de acuerdo a su predilección, como otro impacto de gran valor humano de la ciencia villaclareña, a favor  de la salud y la calidad de vida del pueblo.

Fotos tomadas de la revista Bohemia.cu

Lo que se debe hacer ante un caso de paro cardíaco

Tomado de www.bbc.co.uk

Los expertos recomiendan concentrarse en las compresiones cardíacas.

¿Sabría usted qué hacer ante una persona que sufre un accidente o infarto y deja de respirar? A juzgar con un nuevo sondeo llevado a cabo en el Reino Unido, muchos tenemos creencias equivocadas sobre cómo proceder.

Un sondeo llevado a cabo por la British Heart Foundation (Fundación Británica del Corazón) encontró que cerca de la mitad de las 2.000 personas entrevistadas no podrían dar reanimación cardiopulmonar (RCP) porque no sabrían cómo.

Y 20% no daría respiración de boca a boca por temor a contraer una infección.

La organización acaba de lanzar una campaña en la que insta al público a “olvidarse de la respiración de boca a boca” y concentrarse en las compresiones cardíacas.

La reanimación cardiopulmonar es un procedimiento de primeros auxilios que se lleva a cabo cuando cesa la respiración o los latidos cardíacos de una persona.

Esto ocurre, por ejemplo, en accidentes donde se sufre una descarga eléctrica o en un ahogamiento o infarto.

Cuando cesa la respiración o los latidos cardíacos puede ocurrir en minutos daño cerebral o muerte si no se restaura el flujo de oxigeno en el organismo.

Por eso es esencial tratar de recuperar con RCP esas funciones vitales en el organismo.

La RCP consiste en dos procesos: la respiración de boca a boca para proveer oxigeno a los pulmones de la persona, y las compresiones cardíacas para mantener la sangre circulando en el organismo.

Pero ahora la Fundación Británica del Corazón afirma que como a la gente le preocupa la idea de dar a un desconocido el “beso de la vida”, está recomendando al público olvidarse de esa parte de la RCP.

Los expertos no están descartando totalmente la respiración de boca a boca. “Este procedimiento, dicen, continuará siendo parte del “estándar de oro” de la RCP y seguirá enseñándose durante el entrenamiento formal”.

Pero cuando la persona no está entrenada para dar RCP, es mejor que ignore la respiración de boca a boca y se concentre en las compresiones firmes y rápidas en el centro del pecho, afirma la organización.

El sondeo de la Fundación también revela los temores que tiene el público de verse en involucrado en una demanda judicial “si algo sale mal” al intentar ayudar a un desconocido.

Por esa razón, cuatro de cada 10 personas piensan que es mejor no involucrarse.

Pero los expertos afirman que ningún caso de ese tipo se ha presentado con éxito en el Reino Unido.

“La respiración de boca a boca a menudo puede ser sobrecogedora para los transeúntes que no están entrenados que desean ayudar cuando alguien se ha colapsado con un paro cardíaco” expresa Ellen Mason, portavoz de la Fundación.

“Pero la RCP usando sólo las manos dará a la gente mucho más confianza y seguridad para poder ayudar a alguien con ésta, la máxima emergencia médica”.

“Se ha demostrado que dar compresiones fuertes, rápidas e ininterrumpidas es más efectivo que detener esas compresiones para dar respiraciones de boca infructuosas” agrega.

Y “a ritmo de Bee Gees”

La organización también sugiere que la gente tararee la canción de Stayin’ Alive de los Bee Gees para lograr un ritmo correcto al dar las compresiones cardíacas.

Pero en meses recientes otros expertos han puesto en duda si esta recomendación es apropiada porque, dicen, puede llevar a que la gente se concentre demasiado en la canción y proporcione compresiones poco profundas.

En la campaña de la Fundación aparece el actor británico Vinnie Jones, con su tradicional pose de fortachón, administrando compresiones cardíacas a ritmo de los Bee Gees.

“Realmente nunca debemos dudar cuando se trata de una emergencia de RCP” comenta el actor.

“Si te preocupa dar el beso de la vida, no lo des. Y presiona fuerte y rápido en el centro del pecho”.

Según Ellen Mason, todos debemos aprender a dar RCP, porque algún día podríamos ser la única esperanza de vida de alguna persona.

“En el Reino Unido 30.000 personas sufren un paro cardíaco cada año”.

“La mitad de estos eventos ocurren frente a testigos, pero en la mayoría de los casos nadie interviene, nadie sabe qué hacer, y todos se dejan llevar por el pánico”.

“Si se tratara de nosotros, sin duda todos quisiéramos que alguien pudiera salvarnos a nosotros y a nuestros seres queridos, ¿no es así?”.

Celebra Cuba Día Mundial de Respuesta al VIH/sida

Tomado de www.cubasi.cu

Cuba se une hoy al resto de los países del orbe para celebrar el Día Mundial de Respuesta al VIH/sida, que este año centra sus esfuerzos en la iniciativa “Llegar a cero”.

Cero infecciones nuevas por VIH, cero discriminación, y cero muertes relacionadas con el sida, son objetivos trazados por ONUSIDA en una campaña que durará hasta 2015, y en la cual la nación cubana está involucrada, señaló Manuel Hernández, del Centro Nacional de Prevención ITS/VIH/sida.

En ese sentido, María Isela Lantero, jefa del Programa Nacional de Prevención y Control de la dolencia, resaltó la importancia de la perspectiva, aunque reconoció es poco posible se haga realidad.

Aspirar a cero transmisión, cero muertes y cero discriminación de aquí a 2015, es bien difícil, pero sí vale conocer que esta afección se puede evitar, y que es posible llegar a un estatus en que la epidemia deje de ser un problema de gran magnitud, aseguró.

Cuba trabaja en su propia respuesta, para que al igual que el mundo, intentar reducir el número de casos de infecciones por VIH, aseveró.

Por su parte, Rosaida Ochoa, directora del Centro Nacional de Prevención ITS/VIH/sida, destacó que es la primera vez que ONUSIDA se pronuncia ante estas metas, las que por demás concuerdan con los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

Esta es una convocatoria para unir esfuerzos y llegar a fines internacionales, acotó Ochoa.

Son notables los avances alcanzados en los últimos años en el tratamiento del VIH/sida, los que se han revertido en una mejoría de la calidad de vida de quienes padecen la infección, así como en el marcado incremento de la supervivencia y disminución de las complicaciones asociadas, manifestó.

El programa de prevención que desarrolla la isla desde los inicios de la epidemia incorpora tareas de investigación, evaluación, formación y consejería a toda la población, en especial a personas seropositivas y grupos vulnerables.

El Estado cubano garantiza una creciente calidad de vida a los enfermos, con voluntad política, una comunidad organizada, sistema de salud con accesibilidad total, financiamiento estatal, asegura la medicación antirretroviral para todos los que la necesitan y mantiene la atención a esos pacientes, señaló Ochoa.

Sin embargo, toca a cada cuál evitar la infección, aseguró.

Crean un espray fluorescente para detectar cáncer

El espray ilumina las células cancerosas y permite al cirujano detectarlas y extraerlas.

Tomado de www.bbc.co.uk

Científicos crearon un espray que ilumina con fluorescencia células cancerosas durante una operación y ayuda al cirujano a detectar y extraer hasta los focos más microscópicos de cáncer.

El aerosol, explican los investigadores de la Universidad de Tokio, Japón, y los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos, está compuesto principalmente de una sustancia fluorescente verde que provoca una reacción química al hacer contacto con células cancerosas.

Cuando el espray se aplica localmente durante una cirugía o endoscopía, provoca que el tumor se “ilumine” en minutos, detectando hasta los focos microscópicos de células cancerosas.

Tal como señalan los investigadores en la revista Science Translational Medicine (Science, Medicina Traslacional), el avance puede ser una herramienta muy valiosa para los cirujanos y podría ayudar a mejorar el pronóstico de la enfermedad.

Iluminación precisa

El éxito de los procedimientos quirúrgicos para extraer tumores depende de la ubicación rápida y precisa de tejidos cancerosos y su extracción total.

El cirujano puede detectar los tumores grandes pero los focos de células cancerosas que se han propagado suelen ser microscópicas -de unos o a 3 milímetros- e imposibles de ver.

Actualmente los métodos con que cuenta un cirujano para ayudarle a la extracción de estas muestras microscópicas son limitados.

Ya se utilizan sustancias fluorescentes como marcadores para ayudar a visualizar focos microscópicos, llamadas sondas fluorescentes.

Estas sondas actúan provocando una reacción que ilumina una enzima localizada en la superficie de las células, pero las sondas disponibles actualmente requieren suministrarse al paciente varias horas o días antes de su uso.

Además, la activación no es muy específica y puede ser difícil diferenciar entre las señales luminiscentes que emite la célula cancerosa y las del tejido sano subyacente.

El doctor Yasutero Urano y su equipo desarrollaron un nuevo tipo de sonda fluorescente que puede aplicarse localmente en forma de aerosol en el momento de la operación.

Los científicos usaron como principal ingrediente una sustancia llamada gGlu-HMRG que actúa sobre una enzima llamada GGT.

Aunque esta enzima se encuentra en la superficie de todas las células, con la nueva sonda sólo se activa en las células cancerosas.

La sonda provoca una reacción química en estas células que causa que los tumores se “enciendan” segundos o minutos después de que se le aplica directamente en el tejido dentro del organismo.

“La activación instantánea y completa de la sonda hace factible su incorporación a los procedimientos quirúrgicos de extracción o a las biopsias endoscópicas” afirman los investigadores.

Los científicos probaron la sonda en el laboratorio con 11 líneas de células ováricas cancerosas humanas y posteriormente en ratones a los que se iba a extraer un tumor ovárico que se había diseminado.

“La activación de la gGlu-HMRG ocurrió al minuto de haber aplicado localmente el espray en el tumor -dicen los autores- creando una señal de alto contraste entre el tumor y el tejido circundante”.

Tal como expresan los investigadores, “la gGLu-HMRG podría ayudar a los cirujanos a detectar pequeñísimos nódulos cancerosos para una biopsia o extracción precisa del tumor, delineando los límites de los tumores para su retiro completo”.

“Y para confirmar que no quedan restos del tumor” agregan.

Los científicos subrayan, sin embargo, que la enzima que utilizaron, la GGT, puede no ser un marcador preciso para todos los tipos de cáncer.

Sin embargo, agregan, en el futuro será posible desarrollar sondas similares con enzimas que se sabe están ubicadas en la superficie de los tumores.